Hieren a mujer en otro ataque contra usuarios de la Tlaxco-Tejocotal

2015-02-18 Huauchinango, Pue.- Por lo menos cuatro automóviles fueron atacados a pedradas la noche del domingo mientras transitaban por el tramo Chignahuapan-Ahuazotepec de la autopista Tlaxco-Tejocotal, en los hechos una mujer resultó con fracturas en la muñeca de la mano izquierda por los golpes recibidos con el guijarro que se introdujo a su vehículo destrozando el parabrisas.

Los hechos fueron dados a conocer por la lesionada, Elia “N”, quien pidió que sus apellidos permanezcan en el anonimato por temor a represalias de los maleantes que los atacaron a la altura del kilómetro 71 de la carretera de cuota.

“Eran las nueve y media de la noche del domingo, veníamos de Puebla hacia Huauchinango y en el kilómetro 71, unos tres puentes después de la caseta de Michac, vimos que había varias piedras en el pavimento. Mi esposo quiso esquivarlas y de pronto nos arrojaron una piedra grande que rompió el parabrisas de nuestro carro y me fracturó la muñeca”, narró.

Al llegar a la desviación, en el entronque de la carretera Tlaxco-Tejocotal con la México-Tuxpan, continuó, se encontraron con otros tres automóviles en las mismas condiciones “o peores” que el suyo. Se dirigieron a una caseta de policía que está cerca del poblado de La Bóveda, en los límites de Hidalgo y Puebla y desde ahí pidieron una ambulancia del municipio de Acaxochitlán para que la atendieran.

“El policía nos decía que nos hubiéramos quedado en el lugar del ataque, pero para qué. Luego nos sugirió que fuéramos a Ahuazotepec porque la carretera es estatal y pertenece a Puebla, pero él mismo nos dijo que no nos iban a hacer caso. Ya la gente no sabe a quién recurrir y esto no puede seguir pasando. Estamos pagando por el uso de la carretera, pero nos atacan y estamos indefensos”, agregó.

Los casos anteriores

La noche del pasado 27 de enero el campesino Crescenciano Francisco Vargas, originario de la comunidad de Tlacomulco, en Huauchinango, perdió la vida luego de que junto con su hijo y nuera fueran atacados a pedradas, lanzadas desde un puente ubicado en territorio del municipio de Zacatlán, por un grupo de presuntos delincuentes que pretendía asaltarlos.

Según declaraciones que obran en la Averiguación Previa 18/HG/57/2015 de Tulancingo, Hidalgo, la agresión ocurrió a las 11:30 de la noche, en el kilómetro 73+700 de la autopista Tlaxco-Tejocotal, cuando regresaban de la ciudad de Puebla a su domicilio.

La madrugada del pasado 21 de enero, en el mismo tramo carretero, varios guijarros fueron aventados por vándalos sobre un automóvil, un Ford Fiesta 2015, propiedad de Vicente Acosta Escamilla, quien resultó con fracturas en tres costillas por lo que a la fecha permanece inmovilizado.

Unos kilómetros más adelante, ya sobre la autopista México-Tuxpan, a la altura del puente Las Jorobas, decidieron denunciar lo ocurrido al oficial de la Policía Federal que se encontraba en una patrulla, ahí se percataron que había otro vehículo detenido, una camioneta Ford cabina y media de color verde, propiedad de unos comerciantes de verduras, que tenía el parabrisas perforado con una piedra.

Los vendedores también estaban narrando al oficial cómo habían dañado su camioneta y los habían intentado asaltar. El seguro de la autopista operada por la empresa OPERVITE-PINFRA propiedad de David Peñaloza Alanís y Adriana Graciela Peñaloza Alanís, se niega a pagar los daños que sufrieron debido a que el ajustador les expresó que no cubre casos de “vandalismo, ni robo”.

El consorcio también explota en el estado de Puebla la Vía Atlixcayotl y la supercarretera Virreyes-Teziutlán. Además tiene concesionadas 12 autopistas en todo el país, entre ellas la de Atlixco-Jantetelco, así como Tlaxcala-San Martín Texmelucan. Del mismo modo construyó la autopista de cuota Tlaxcala-Puebla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: eRROR !!